La planeación y diseño de un yacimiento de tajo abierto está dirigida hacia la obtención de la máxima ganancia en el negocio minero

Portada > Mineria >
01 Mayo, 2017

La planeación de la minería a tajo abierto debe contemplar la realización de las labores de forma coordinada. (Fuente: miningpress)

La minería de tajo abierto es una de las más utilizadas en la explotación de yacimientos al aire libre, abarca aproximadamente el 50% de la actividad en esa modalidad. Cada uno de estos proyectos tiene una duración variable  y su empleo dependerá de factores como la propiedad de los materiales, las condiciones ambientales y, en algunos casos, preferencias personales de las empresas mineras.

Para el especialista de la Cámara Minera del Perú, Tadeusz Golosinski: “Lo más importante de todo es conocer las propiedades de los materiales que se están extrayendo, en cuanto a la densidad, ángulo de reposo y distribución del tamaño del material, todo esto para decidir la utilización del método de minería que sirve mejor que otros de acuerdo a los intereses de la empresa y para optimizar la explotación del material”, además añade lo que él considera una regla de oro en la actividad minera: “Algo innegable es que la minería se realiza para ganar dinero, no se desarrolla por diversión, por el bien de la humanidad, ni  como servicio a la sociedad, esas son labores complementarias. El fin último de la actividad extractiva es obtener la mayor rentabilidad posible y para eso es indispensable conocer las propiedades del material que se está trabajando”.

En cuanto a la planificación de un yacimiento, su elaboración debe tomar en cuenta factores como el modelo geológico ( propiedades, cantidad y ubicación del material), el modelo económico ( valor que puede alcanzar cada bloque de  mineral extraído), las leyes existentes, tanto del mineral principal como de sus sub-productos, los planes a largo plazo (los límites económicos, la forma del tajo y qué tipo de material vale la pena remover) y las fases, es decir, los periodos asignados para extraer los bloques. El objetivo final, como bien lo señala el experto de la Cámara Minera, es obtener el mayor beneficio posible con el menor costo aceptable.

Una vez discutido y aprobado el modelo de planeación se pasa a la fase del diseño del yacimiento. Acá se expone la manera en la que se va remover el material para que la operación sea eficiente y segura. Para conseguir esto se debe elaborar el diseño de los bancos, los botaderos, vías de transporte, agentes supresores de polvo, entre otros.

Debemos notar que muchos de los datos utilizados para el diseño del rajo son estimaciones basadas en estudios y recopilación estadística de otras explotaciones, además de los datos sujetos a corrección por la aparición de nuevas tecnologías (influyentes en los costos), nuevas reservas (futuras expansiones) y las condiciones del mercado, esto relacionado con el precio del metal, leyes nacionales, regulaciones ambientales y políticas propias de cada país y a nivel internacional). La combinación de todos estos factores dará como resultado que la forma final del tajo sea diferente a lo que se contempló en la fase de planificación.

Para optimizar el beneficio en la etapa de diseño de la mina, las empresas del sector invierten en la investigación y en el desarrollo de nuevas tecnologías. Tal es el caso de la compañía chilena Codelco. Esta organización lleva adelante un Plan de Tecnología e Innovación en minería a tajo abierto que empezó el 2012 y tiene presupuestado terminar de desarrollar el 2018. El propósito es la generación de tecnologías para el control de los taludes, optimizar su diseño y desarrollar un nuevo método de explotación a cielo libre. Durante el año pasado se realizó el estudio de planificación minera, que permitió ratificar el beneficio potencial de alrededor de US$ 1.000 millones.

El diseño de los bancos define el costo de la operación minera. (Fuente: diario.latercera.com)

En cuanto al diseño del tajo, es importante la optimización en el funcionamiento de cada uno de sus elementos. En relación con los botaderos, además de seleccionar los más adecuados, se debe procurar que estos no dañen el medio ambiente. Un componente importante es el diseño de los bancos, ya que define la cantidad o el monto de estéril que se necesita recuperar y esto determina el costo de la minería. En el diseño de los taludes es necesario tomar todas las medidas del caso para evitar los derrumbes.

El no prestar atención a esto puede generar un accidente. Como ejemplo tenemos lo que pasó el 2014 en  San Antonio (Colombia), donde el derrumbe de un talud en un yacimiento de oro al aire terminó con tres mineros muertos. Otros aspectos que componen el diseño de una mina de tajo abierto son las vías de transporte, el control del tráfico y los supresores de polvo.

Como puede verse existe una serie de elementos a los cuales las empresas mineras deben de prestar atención al momento de planear y diseñar los yacimientos de tajo abierto, teniendo en cuenta que todas las operaciones que se realizan en la explotación están orientadas a generar la mayor rentabilidad posible a la organización.